Skip to main content

El Rey: “La Universidad de La Laguna está haciendo un gran esfuerzo por cosechar e invertir en talento”

Martes 25 de Abril de 2017 - 19:49 UTC

 

Sus Majestades Los Reyes de España visitaron hoy martes 25 de abril la Universidad de La Laguna y, en concreto, se acercaron al Instituto de Enfermedades Tropicales y Salud Pública de Canarias y posteriormente al Servicio General de Apoyo a la Investigación, para luego mantener un encuentro con la comunidad académica y científica de este centro, que celebra este año su 225 aniversario. La institución universitaria pretendía mostrar a los monarcas la pujanza investigadora de esta universidad, a través del encuentro directo con los investigadores principales de los proyectos y con los jóvenes científicos contratados a través de programas de excelencia nacionales y regionales. El esfuerzo no cayó en vano. “La Universidad de La Laguna está haciendo un gran esfuerzo por cosechar e invertir en talento”, afirmó Don Felipe en su intervención en el Aula Magna de Física y Matemáticas.

Galería fotográfica (Universidad de La Laguna)
Galería fotográfica (propiedad de la Casa Real)

Para el monarca, la visita a las infraestructuras científicas de esta universidad ha resultado del todo positiva. “Ha sido una experiencia que nos llena de ánimo y esperanza, al comprobar que hay tantos jóvenes con las ganas y con la capacidad de invertir su talento en el futuro, en el desarrollo y el bienestar de Canarias y de toda España”. El Rey agregó que en este punto el papel de la universidad es indiscutible: “Como eslabón o vínculo entre la sociedad y los agentes económicos, como pilar del conocimiento y uno de los mejores vehículos para generar riqueza”.

“Las universidades, sus docentes e investigadores, desempeñáis un papel fundamental en nuestra sociedad que no se mide únicamente por los éxitos logrados al término de cada proyecto, sino también por la capacidad efectiva de trasladar todo ese conocimiento, todo ese afán por saber y por mejorar individual y colectivamente, a las generaciones venideras en un ciclo virtuoso y sin fin que realmente obtenga resultados visibles y palpables. Por ello, en vuestras manos descansa una parte importante de la capacidad real de transformación de la sociedad”, prosiguió Felipe VI.

“Y es precisamente en un espacio como este, en la universidad, donde surge gran parte de ese cambio en los modelos productivos. Nuestro deber como sociedad es hacer una apuesta firme y decidida por el conocimiento y eso es algo que solo podremos afrontar desde la perspectiva de la convergencia de investigación, tecnología e industria en un contexto de creciente globalización”, añadió el monarca.

Para Don Felipe, “poner el conocimiento al servicio del desarrollo humano y social en su sentido más amplio es un compromiso que, año tras año, renuevan instituciones académicas como la Universidad de La Laguna”.

Antes de terminar su discurso, el Rey felicitó a la Universidad de La Laguna en el 225 aniversario de su fundación. “Fue en 1792 cuando mi antepasado el Rey Carlos IV rubricó el decreto que dio lugar a la Universidad Literaria de San Fernando, hoy Universidad de La Laguna. Os deseamos una larga vida, siempre renovando esa pasión por saber, por enseñar y por transformar que lleváis a gala desde vuestros primeros pasos”.

Fernando Clavijo

El presidente del Gobierno de Canarias,  Fernando Clavijo, comenzó su intervención citando palabras del propio Felipe VI durante su discurso de proclamación, en las que el nuevo monarca asumía el desafío de impulsar “las nuevas tecnologías, la ciencia y la investigación” y fomentar “la innovación, la capacidad creativa y la iniciativa” como ejes para lograr el crecimiento. Clavijo señaló que esas palabras enmarcaban muy bien los retos que su administración había asumido para Canarias “Tenemos en las universidades y en los centros de investigación que existen en este Archipiélago las herramientas que necesitamos para convertir en realidad ese desafío”.

El presidente del ejecutivo regional puso como ejemplo varias de las infraestructuras visitadas por el Rey en sus dos días de visita oficial a Canarias como ejemplos de que en las islas existen centros de referencia y recursos para avanzar en ese modelo de desarrollo basado en el conocimiento: el Servicio General de Apoyo a la Investigación (SEGAI) o el Instituto Universitario de Enfermedades Tropicales y Salud Pública de Canarias, son claros ejemplos.

Señaló que tanto su gobierno como la institución académica trabajan de la mano para ofrecer a los estudiantes canarios “una formación integral, con las mejores garantías de éxito” de la manera lo más accesible posible, por lo que hay una apuesta por “tener las tasas universitarias más bajas de toda España”. Todo ello por la conciencia de que el conocimiento generado en las instituciones académicas y en los centros de investigación son “una efectiva herramienta de progreso para el Archipiélago”.

En este sentido, recordó hitos recientes como la creación del nuevo Instituto de Investigación en Neurociencia de la ULL o la firma el pasado diciembre del protocolo para la financiación de las universidades públicas canarias que garantizará unos ingresos regulares y, por tanto, facilitará la planificación plurianual y los programas de crecimiento estables.

Antonio Martinón

El rector de la Universidad de La Laguna, Antonio Martinón, agradeció al Rey su presencia en la conmemoración de los 225 años de la creación de la institución académica. Le recordó que en su primera visita oficial a Canarias, hace 20 años, pudo conocer unos incipientes Servicios Generales de Apoyo a la Investigación que hoy pudo ver muy ampliados y ubicados en un moderno edificio. “Allí saludó al profesor Antonio González, el centenario de cuyo nacimiento celebraremos este año”.

Martinón reivindicó la labor de los jóvenes investigadores pre y post doctorales, algunos de los cuales han sido contratados con cargo a los programas Ramón y Cajal, Viera y Clavijo y Juan de la Cierva. “Muchos de ellos se encuentran en un largo camino, llenos de ilusión y coraje, pero en el que no siempre se alcanza a ver una razonable estabilidad”.

Para el rector, estos jóvenes son los verdaderos héroes contemporáneos, que en lugar de bregar en un campo de batalla buscan remedio a enfermedades o tratan de comprender mejor la sociedad, la naturaleza, “los misterios de lo más pequeño y de lo más grande”.

Citó el Manifiesto por la Ciencia suscrito recientemente por la Confederación de Sociedades Científicas de España (COSCE) y la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE), el cual enuncia medidas como la creación de “un ente realmente independiente de la Administración que sea responsable de los instrumentos y recursos derivados de las políticas científicas”, similar a otros que ya existen en Europa.

También rompió una lanza en favor de la investigación sin ataduras: “Uno de los riesgos a los que nos enfrentamos en ese ámbito es la perniciosa idea de buscar la utilidad inmediata, que parece ignorar que para aplicar un conocimiento antes se ha de tener ese conocimiento”, lo cual no implica que se deban descuidar las aplicaciones.

La ciencia básica y la aplicada deben coexistir, y citó como buena práctica el “nuevo y potente” programa Agustín de Betancourt, destinado a transferir el conocimiento académico al mundo económico. Valoró igualmente las Humanidades, pues “un conocimiento que desatienda el estudio del propio ser humano resultará incompleto y mutilado”.

Para concluir, el rector se atrevió a pedir a Sus Majestades la complicidad con los jóvenes investigadores. “Una sociedad no puede desaprovechar el talento, empuje y capacidad de los más jóvenes. Suele decirse que la juventud es el futuro, pero yo prefiero decir que la juventud es presente. Posee la audacia intelectual necesaria para producir cambios profundos y avances significativos”.

Qué han visto los Reyes en la ULL

Dentro del Instituto de Enfermedades Tropicales y Salud Pública de Canarias, Don Felipe y Doña Letizia visitaron el Laboratorio de Genómica, una instalación de alta tecnología, única en Canarias donde se realizan trabajos no solo para la Universidad de La Laguna sino también para el resto de los laboratorios de Canarias, con importantes colaboraciones con laboratorios internacionales incluidos en la red PACIET (Plataforma Atlántica para el Control e Investigación de Enfermedades Tropicales), creada por esta universidad.

El segundo laboratorio elegido en la visita fue el de Entomología Médica, ya que en él se realiza el control de puertos y aeropuertos de Canarias para evitar la entrada de mosquitos que puedan transmitir enfermedades tropicales. Desde aquí se llevan a cabo trabajos en Cabo Verde, Perú y Senegal para estudios entomológicos de vectores de enfermedades. En estos momentos el personal de este laboratorio trabaja con una empresa de pinturas insecticidas para estudio de resistencias, con el fin de aplicarlas en Cabo Verde, donde han tenido y tienen un problema importante con Dengue y Zika.

En el caso del Servicio General de Apoyo a la Investigación, los monarcas tuvieron ocasión de conocer el Servicio de Técnicas Agroalimentarias, donde se analiza diferentes parámetros en muestras agroalimentarias. Se trata de una instrumentación muy sofisticada que permite el análisis de muestras de distinta naturaleza de productos fitosanitarios para el control de contaminantes que existen tanto en el medio agrario como en la propia producción de alimentos.

Ahora mismo el laboratorio, cofinanciado por el Cabildo Insular de Tenerife, está trabajando con un proyecto de la Macaronesia sobre determinados plaguicidas en el vino, tomate, gofio y papas. Lleva a cabo además asesorías externas a empresas y también trabajos para grupos de investigación de la propia universidad.

También acudieron al Servicio Integrado de Difracción de Rayos X, que presta apoyo a la investigación básica y aplicada de áreas de conocimiento de las Ciencias Geológicas, Químicas, Físicas, Ciencias de Materiales, Farmacia, Bioquímica, Arqueología, Paleontología, Antropología y Ciencias Ambientales, entre otras. Las principales aplicaciones de este instrumental son la determinación de la estructura cristalina de un compuesto, la identificación de las transiciones cristalinas en función de la temperatura, el estudio de las imperfecciones o los defectos de los materiales o los estudios estructurales en sólidos periódicos y no periódicos, especialmente materiales inconmensurables y cuasicristales. Su equipamiento sirve para averiguar, por ejemplo, la autenticidad o falsedad de un diamante o de un cheque.

Discursos completos:


Archivado en: 225 Aniversario, Destacado, Institución, Noticias Estudiantes, Noticias PAS, Noticias PDI, Portada ULL, Videonoticias

Etiquetas: , , , , , ,